¡Hola! Bienvenido, o bienvenida. Si has llegado aquí, posiblemente sepas quienes somos Andrea y yo, y ya te suene la expresión social dining, sin embargo, me presentaré brevemente por si no nos conoces.

Me llamo Isotta, soy una de las dos anfitrionas y co-creadora de Eatsperience Madrid – Creating a culinary experience. Andrea es mi mujer y socia, y juntas hemos creado Eatsperience Madrid porque necesitábamos compartir con la gente nuestra pasión para la buena comida y los momentos sociales, en la ciudad que nos ha acogido y que adoramos, Madrid.

El nombre de nuestro proyecto nace de la fusión de estas tres constantes: Eat (comer) Experience (experiencia) y Madrid, que no necesita explicaciones.

Una pasión compartida

Las dos amamos la cocina y la repostería, y concordamos que trabajar en un restaurante no nos habría llenado del todo en nuestra necesidad de compartir tiempo y momentos sociales con los huéspedes. Entonces nos pusimos a pensar, le dimos mucha vuelta e hicimos muchas búsquedas hasta encontrar la dimensión perfecta: el mundo del social dining.

El social dining tiene diferentes nombres, puedes llamarlo social eating, o ir a un social dinner, o puedes leer de un nuevo supper club, pero el concepto es uno: compartir un momento social alrededor de una mesa y de la buena comida casera, con personas muchas veces desconocidas, que son los huéspedes, y los anfitriones locales. El encuentro suele tener lugar en el hogar de anfitriones locales, ¿y qué es lo que se hace? ¡Se come! Es responsabilidad de los anfitriones encargarse de la decoración, anfitrionas y anfitriones cocinan, y hacen que los huéspedes se sientan como en su propia casa, además de favorecer la conversación de manera que los huéspedes lleguen a sentirse a su gusto entre ellos mismos.

El descubrimiento

Imagínate nuestra sorpresa y felicidad al descubrir que desde siempre habíamos pensando en el social dining y habíamos querido organizar social dinners sin saber que esto ya era algo que existía, ¡y que ya era una moda a nivel mundial! El concepto siempre ha estado allí, siempre han existido personas con un alma anfitriona que amaban organizar cenas y comidas caseras en su casa, acogiendo a huéspedes de toda parte y compartiendo momentos inolvidables alrededor de una mesa. Lo que ha permitido a este trend volverse viral han sido internet y el mundo de los social networks, en particular las plataformas de social eating, y la mejor a nivel mundial en este momento es sin duda EatWith. Para hacer una comparación, EatWith es como un Airbnb sólo para experiencias relacionadas con la comida casera.

¿Cómo funciona EatWith? Es muy simple: lanzas una búsqueda por ciudad y te aparecen todos los anfitriones y todas las anfitrionas que ofrecen experiencias gastronómicas en las fechas que has seleccionado. Pueden ser cenas o comidas, clases de cocina, paseos gastronómicos (llamados a menudo food tours), aperitivos, brunch… pueden cambiar locations y menús, pero la constante es una: la gente y la -buena- comida casera.

EatWith nos abrió un universo delante de nuestros ojos, era el otoño 2018 y buscando en las diferentes ciudades en las que operan, vimos que en Madrid en ese momento no había muchos anfitriones, ¡y decidimos lanzarnos! Y bueno, no hace falta comentarte ahora cómo fue la experiencia, si después de sólo un año estamos aquí con una web propia recién nacida, muchas cenas, muchos feedbacks positivos y, sobre todo, muchos nuevos amigos y amigas en todos los continentes. Este viaje sí merece la pena ser contado, pero me lo guardo para otro momento.

El mundo de los social dinners es realmente muy bello y te permite conocer a gente que tal vez nunca en la vida habrías encontrado, y reunirte con nuevas personas en un espacio íntimo es ideal para llegar a un nivel de confianza muy alto en muy poco tiempo, y así volverse amigos tras sólo una cena.

Hasta la próxima

Esto es lo que hacemos Andrea y yo, y nos sentimos muy afortunadas por tener esta posibilidad. Si quieres conocernos un poco más, a nosotras y a Eatsperience Madrid, te invitamos a descubrir y jugar con nuestra web, mientras en nuestras redes sociales, tanto en Instagram como en Facebook, puedes ver más momentos compartidos con nuestros huéspedes, y los platos caseros que cocinamos en nuestro piso en La Latina, en el corazón de Madrid.

En la próxima publicación te contaremos cuáles son, según nuestra experiencia, los 5 pasos para volverte anfitrión y anfitriona de cenas y comidas caseras en tu casa, porque quizás quieras lanzarte en el mundo del social eating pero tengas dudas o un poco de miedo, y nosotras queremos que formes parte tú también de esta maravillosa comunidad de anfitriones, porque aquí no hay celos ni competencia, es algo tan bello abrir la puerta de tu hogar y conocer a personas de todo el mundo, cada una con historias y experiencias diferentes para compartir, ¡que no queremos que te lo pierdas!

 

Hasta pronto, 

Isotta